Propiedades del germen de trigo

El germen de trigo es un complemento dietético con múltiples propiedades para la salud. Es rico en vitamina E de acción antioxidante, ácidos grasos omega 3, vitaminas del grupo B, fibra y minerales. Se recomienda especialmente en situaciones de desgaste físico y enfermedades de tipo degenerativo
10 de agosto de 2015
Etiquetas
propiedades del germen de trigo

Con el germen de trigo podemos elaborar deliciosas recetas para así beneficiarnos de sus propiedades saludables | Tracy J.

El germen es la parte más nutritiva del grano de trigo, la que posee un mayor número de propiedades alimentarias. El germen de trigo está cubierto por una capa externa que denominamos salvado, y constituye el embrión de la semilla a partir de la cual se desarrolla una nueva planta.

Desafortunadamente, gran parte de la harina y los productos obtenidos del trigo que consumimos en la actualidad son el resultado de un proceso de refinamiento que elimina partes tan valiosas del grano como el germen. Nos hemos volcado a consumir panes, pastas y cereales de desayuno elaborados con harina refinada o blanca a la que se le extrae previamente el germen, el cual ofrece, como decíamos, numerosas propiedades nutricionales para la salud.

Rico en vitaminas, minerales y fibra dietética

Tabla nutricional (por cada 100 gramos de germen de trigo): 
Calorías360
Hidratos de carbono (g)51,8
Fibra alimentaria (g)13,2
Proteínas (g)23,15
Grasas (g)9,72
Hierro (mg)6,26
Magnesio (mg)239
Potasio (mg)892
Fósforo (mg)842
Calcio (mg)39
Zinc (mg)12,3
Ácido fólico (mcg)281
Vitamina B1 (mcg)1,88
Vitamina B2 (mcg)0,5
Vitamina B3 (mcg)6,81
Vitamina B6 (mcg)1,3
(g = gramos, mg = miligramos, mcg = microgramos). Fuente: USDA

El germen de trigo destaca como complemento dietético por su riqueza en vitamina E, un poderoso antioxidante que evita la destrucción de la vitamina A y contrarresta los efectos adversos de los radicales libres causantes del envejecimiento prematuro. Con solo dos cucharadas de germen de trigo obtenemos el 15% diario recomendado de vitamina E.

También presenta un elevado contenido en hidratos de carbono y proteínas, imprescindibles en la dieta para un correcto funcionamiento celular. El germen de trigo contiene un alto porcentaje de ácido linoleico u omega 3, un aceite muy beneficioso para reducir el colesterol y los triglicéridos y prevenir la aparición de enfermedades cardíacas.

A estos nutrientes le sumaríamos notables cantidades de vitaminas del grupo B, tales como la B1 (tiamina), B2 (riboflavina), B3 (niacina) y B6, que, entre otras importantes funciones, contribuyen a la formación de glóbulos rojos y al mantenimiento del sistema nervioso central. Además, el germen de trigo presenta una elevada concentración de ácido fólico o vitamina B9, esencial para el desarrollo normal del cerebro y la función cerebral.

Aporta fibra y sales minerales como potasio, fósforo, hierro, calcio, magnesio y zinc, por lo que puede ayudar a regular los niveles de azúcar en sangre y a combatir la anemia ferropénica y el estreñimiento.

Germen de trigo, un aliado para tu piel y cabello

El potencial antioxidante del germen de trigo lo convierte en un excelente aliado en situaciones que suponen desgaste físico y en caso de enfermedades degenerativas. No solo está indicado para mejorar el rendimiento físico e intelectual, sino también para cuidar la piel y mantener el cabello y las uñas sanos y fuertes.

Resulta beneficioso tanto en estados de convalecencia como en las etapas de crecimiento y los períodos de embarazo y lactancia. Y es que el ácido fólico (vitamina B9) que contiene el germen de trigo resulta vital para las embarazadas y lactantes. La deficiencia de folato puede provocar anomalías congénitas graves en el bebé.

Al ser rico en fibra dietética, el germen de trigo favorece el tránsito intestinal y ayuda a equilibrar los niveles de glucosa. Asimismo, los ácidos grasos omega 3 presentes en la composición del germen de trigo ayudan a disminuir la presión arterial y a subir el estado de ánimo.

Cómo tomar el germen de trigo

El germen de trigo se comercializa en tiendas de alimentación natural y herboristerías en forma de cápsulas, perlas de aceite, polvo o copos. Hay que tener en cuenta que el germen de trigo se debe utilizar como complemento de una dieta saludable y equilibrada y que no sustituye a otros alimentos.

Los copos de germen de trigo se pueden incorporar a los cereales de desayuno, espolvorear sobre ensaladas y sopas y añadir a zumos, batidos, leche y yogures. Otra opción es incluir el germen en la lista de ingredientes de tortillas, hamburguesas, arroces y platos de pasta.

El aceite de germen de trigo sirve para tanto para enriquecer las comidas como para uso externo. A nivel cosmético, se suele utilizar para elaborar cremas o mascarillas caseras con el fin de reducir las arrugas y eliminar marcas de la piel, especialmente la del cutis.

DEJA UN COMENTARIO

*
*

Tu e-mail nunca se publicará. Los campos requeridos están marcados con un *
Al publicar un comentario estás aceptando nuestra política de privacidad.