Nueva York veta la venta de refrescos de tamaño grande para frenar la obesidad

La Junta de Salud de Nueva York aprueba la propuesta de prohibir la venta de refrescos y bebidas azucaradas de tamaño maxi en cines, estadios deportivos, cadenas de comida rápida y otros establecimientos
28 de septiembre de 2012
Etiquetas,  ,  
refrescos grandes azucar obesidad

Refrescos de cola de tamaño ‘maxi’, prohibidos en Nueva York | TimmyGUNZ

Ya hemos analizado a fondo el impacto que ejercen los refrescos azucarados sobre la salud, abordando varias noticias que vinculan el consumo de bebidas con altos niveles de azúcar al sobrepeso y la obesidad. También tenemos constancia de que más de la mitad de ciudadanos neoyorkinos son obesos o están lejos de su peso óptimo, de ahí que el primer edil de la Gran Manzana, Michael Bloomberg, propusiera reducir el tamaño de las bebidas azucaradas para frenar la “epidemia”.

Finalmente, las autoridades sanitarias de Nueva York han dado el visto bueno a prohibir la venta de refrescos y bebidas azucaradas de tamaño “maxi”. La norma entrará en vigor a partir del próximo 12 de marzo de 2013 y afectará a bares, restaurantes, cadenas de comida rápida, salas de cine, recintos deportivos, tiendas de ultramarinos y puestos ambulantes. Los supermercados quedan al margen, dado que se rigen por la normativa estatal.

La prohibición abarca desde las bebidas energéticas hasta los refrescos con altos niveles de azúcar, así como el té frío azucarado. No engloba a las aguas vitaminadas, té sin azúcar u otras bebidas que aportan menos de 25 calorías por cada 8 onzas (236 mililitros). En todos los establecimientos regulados por el Departamento de Salud de Nueva York no se podrán comprar refrescos con azúcar en envases que superen las 16 onzas (algo menos de medio litro).

La polémica medida sobre las bebidas azucaradas está causando gran revuelo entre los detractores y los partidarios de tomar cartas en el asunto para combatir problemas de salud como la obesidad. Recordemos que la obesidad es la segunda mayor causa de mortalidad –sólo superada por el tabaquismo– que se puede prevenir.

En EEUU, la obesidad es la segunda mayor causa de mortalidad

Las respuestas no se han hecho esperar. Las empresas del sector de refrescos y otros colectivos afectados han manifestado su descontento, e incluso barajan rebatir la propuesta a nivel legal. En palabras de los propios fabricantes, “las bebidas azucaradas no son ilegales y cada consumidor tiene derecho a elegir lo que quiere o no comprar sin que el Gobierno se lo imponga”. También los nutricionistas alzan voces de protesta, manteniendo que “no es ni mucho menos una solución real”.

¿Hasta qué punto puede ser útil reducir el envase de las bebidas con azúcar? Los refrescos gigantes van a seguir estando accesibles en los supermercados, y siempre cabe la posibilidad de consumir dos o tres bebidas pequeñas en lugar de una grande.

En Muy en forma | Italia estudia subir los impuestos a las bebidas azucaradas

DEJA UN COMENTARIO

*
*

Tu e-mail nunca se publicará. Los campos requeridos están marcados con un *
Al publicar un comentario estás aceptando nuestra política de privacidad.