No hay que renunciar a mantenernos en forma durante las vacaciones

En verano hay muchas formas de mantenerse en forma: nadar, bucear, montar en bicicleta, pasear en kayak... Aprovecha el tiempo de ocio y ejercítate
19 de agosto de 2012
Etiquetas
ejercicio verano

La playa es el lugar ideal para mantenerse en forma durante las vacaciones de verano | Nathan W.

Es habitual que durante los meses de estío se abandone la práctica deportiva y hagamos un pequeño paréntesis para disfrutar del buen tiempo y desconectar de la rutina. No obstante, acudir al gimnasio durante el período estival es muy satisfactorio, dado que las instalaciones están menos masificadas, el ambiente menos cargado y tenemos todas las máquinas y monitores a nuestra entera disposición.

No hay necesidad de renunciar a mantenerse en forma en vacaciones si te planificas y encuentras una manera de incluir el ejercicio físico en tu tiempo de ocio. No tiene sentido obsesionarse, ya que tomar un descanso de unas semanas o de un mes no va a suponer un bache en la progresión ni una dificultad añadida. Lo que queremos transmitir es que las vacaciones no acaben convirtiéndose en la excusa perfecta para dejar de hacer ejercicio.

Algunos no van a poner un “stop” a su rutina de entrenamiento y seguirán ejercitándose con la misma intensidad que durante el resto del año. Por supuesto, respetando los días de descanso para reponerse y recuperar fuerzas. A otros les será más difícil mantener su ritmo de entrenamiento durante el verano, por tener que desplazarse lejos del gimnasio o el polideportivo habitual o por otras circunstancias.

Vamos a hacer un repaso por algunas alternativas para continuar entrenando en vacaciones y disfrutar a la vez del tiempo libre. Podemos recurrir a la natación en playas o piscinas, a deportes como el vóley playa o el fútbol playa u a otro tipo de juegos o actividades acuáticas como el kitesurf o el windsurf. Incluso es posible usar la piscina para fortalecer los músculos con ejercicios de aquafitness, aprovechando la resistencia del agua a modo de peso.

Más ideas. ¿Qué tal un paseo en bicicleta por un paseo marítimo o por zonas habilitadas para su tránsito? Es una forma amena de realizar ejercicio cardiovascular. Si prefieres que todo marche sobre cuatro ruedas, cambia la bici por los patines. Los gimnasios urbanos y los parques para adultos permiten tonificar el cuerpo al aire libre sin tener que desembolsar un solo euro. Al concluir la sesión del día podemos tomar un baño en el mar para relajarnos. Es una sensación indescriptible, así que os animo a que lo probéis.

Por último, siempre quedan las tan socorridas rutinas de entrenamiento en casa. Existen diversos ejercicios de piernas y glúteos y programas de abdominales para esculpir el cuerpo sin salir del calor del hogar.

Atrévete a quedar con unos amigos y prueba una clase colectiva de Zumba Fitness. Para mantener un buen estado de salud son suficientes 20 minutos diarios de ejercicio físico. Mucho ánimo y a coger el toro por los cuernos.

En Muy en forma | Ropa para practicar ‘running’ en verano

DEJA UN COMENTARIO

*
*

Tu e-mail nunca se publicará. Los campos requeridos están marcados con un *
Al publicar un comentario estás aceptando nuestra política de privacidad.