Leche de arroz, una dulce alternativa a la leche de vaca

La leche de arroz se caracteriza por su sabor suave y dulce. Es más digestiva que la leche de vaca y no tiene lactosa ni colesterol. Está indicada para las personas que sufren molestias abdominales o digestiones pesadas
10 de abril de 2012
Etiquetas,  ,  
Leche de arroz

Un tazón y una botella de leche de arroz | Wikipedia

Aunque la leche de vaca sigue siendo de las más consumidas en el mundo, cada vez genera más controversia. Se multiplican los casos de alergias, intolerancia a la lactosa, así como dificultades a la hora de llevar a cabo su digestión. Esto ha propiciado que muchas personas se decanten por otras opciones que tienen a su disposición. Nos referimos al consumo de bebidas vegetales como la de soja, de avena, de arroz o de almendras, entre otras.

Digestiva y sin lactosa

Recordemos que la intolerancia a la lactosa es una alteración ampliamente extendida, pero no representa una amenaza seria para la salud. Las personas que la padecen, en un principio, la confunden o asocian a malas digestiones o a excederse con la comida. Los síntomas que se presentan son, por norma general, débiles: hinchazón y dolor abdominal, gases y diarrea. Hoy en día, en el mercado podemos encontrar un amplio surtido de productos sin lactosa.

No obstante, también existen alternativas con los mismos beneficios que la leche de origen animal. Tenemos que desmitificar la creencia errónea de que al reemplazar la leche de vaca por estas bebidas se corre el riesgo de sufrir carencias nutricionales, como el déficit de calcio. La leche de soja se ha hecho popular por su riqueza en proteínas, así como minerales y vitaminas. Pero la leche de arroz cada vez gana más adeptos, y a continuación conoceremos los motivos.

Se trata de una bebida mucho más ligera y fácil de digerir, que además puede tomarse de la misma forma que la leche de vaca. Podemos añadirla a los cereales, tomarla con cacao, en salsas, purés, cremas o incluso en preparaciones dulces. Contiene más carbohidratos que la común y suele estar enriquecida con calcio y con vitaminas D2 y B12, garantizando así su riqueza nutricional. No presenta un alto contenido en proteínas pero tampoco contiene colesterol. Su sabor, ligeramente dulce, resulta muy agradable al paladar.

Recomendada en dietas de adelgazamiento

En comparación con otras variedades, como la de avena o de almendras, el aporte calórico de la leche de arroz es inferior. Posee casi la mitad de calorías que otras bebidas vegetales, por lo que su consumo es recomendable en dietas de adelgazamiento. Para elaborarla se suele añadir aceite vegetal como saborizante y sal marina como conservador. Al ser tan suave se consume a cualquier hora del día, más como un tentempié que como un alimento en sí.

Si incorporamos la leche de arroz a nuestra dieta de forma habitual, nos aprovecharemos de sus grandes beneficios tanto a nivel físico como mental. Aunque te cueste creerlo, la alimentación influye directamente en el estado de ánimo. Al ser rica en hidratos de carbono complejos, actúa como un calmante natural. Además nos ayuda a combatir la posible aparición de sintomatologías depresivas o desequilibrios del sistema nervioso.

Vistos los beneficios que aporta y su gran digestibilidad, el consumo de leche de arroz es aconsejable en cualquier tramo de edad, siendo especialmente indicada para aquellas personas que tienen el estómago más delicado o sufren digestiones pesadas, molestias abdominales y flatulencias.

En Muy en forma | Propiedades de la leche de arroz

6 Comentarios
  1. Luis Fernando Franco
    Publicado el 3 enero, 2013 a las 19:02 | Enlace

    MI pregunta es: ¿por qué no existían todos estos millones de alergias e intolerancias durante nuestra niñez (tengo 41 años)?

    SI, de repente oías que la mamá de cierto niño tenía que darle leche de soya, pero era una cosa rarísima, creo que el término lactosa apenas se conocía o se asociaba a algo intrínseco a la leche. ¿Cuándo se empezó a producir agua blanca, digo leche light? debió haber sido por ahí de inicios de los 90, antes no la recuerdo.

    ¿será que con el tiempo se adicionaron químicos directamente al producto, o a los animales para buscar una mejor ganancia?

    • Valeria Sosa Rosas
      Publicado el 4 enero, 2013 a las 13:37 | Enlace

      Quizás existía pero no era algo que se diera a conocer abiertamente.?

  2. Juan de Dios
    Publicado el 10 enero, 2013 a las 11:29 | Enlace

    Por lo que tengo entendido cambiar la leche de vaca por la de soja no nos aporta muchos beneficios, puesto que la soja aporta bien poco, y no muy beneficios (creo que también dificultad las digestiones en algunos momentos). En cuanto a la leche de arroz que tenga un menor aporte calórico y que sea recomendable para una dieta adelgazante, cuando va a llevar muchos HC (supongo no he leído el % que trae), tampoco creo que vaya a ser lo más recomendable, ya que existe un gran problema actual con la insulino-dependencia (comemos un exceso de HC que nos está llevando por malos caminos…).

    En cuanto al estado de ánimo actual, que si actúa como reconfortante, hace poco subí a mi blogs este artículo , entrenaydisfruta.blogspot.com.es/2013/01/adiccion-al-azucar-preferencia-por-lo.html , debemos de atajar muchas “mentiras” o “pseudomentiras” que existe en la alimentación, e intentar poner un cambio en marcha.

    Además , la leche no es necesaria para la toma de calcio, por ejemplo los datos que yo he barajado son que de la leche de vaca se absorve alrededor de un 30%, cuando del brocolí podríamos absorver más de un 60%. ¿No os parece un dato revelador? Además la leche de almendra es mucho más nutritiva y también debería de dar al menos la mismas posibilidades de absorción de calcio que la leche de vaca.

    Desde hace poco tiempo, no os voy a mentir (era un fanático de la leche), intento consumir lo mínimo posible de leche (aunque aún no he conseguido eliminarla de la dieta (tomaba 1 L de leche de diaria , por un vaso máximo que tomo a día de hoy), lo que intento es hacer un cambio poco a poco hacia zumos de frutas recíen exprimidos, o licuados.

    Conclusión, creo que si es mejor opción la leche de arroz que la leche de vaca, pero también es posible que si ya tenemos una dieta muy rica en HC ¿para qué tomar más?, podemos cambiarlo por zumos naturales (sin azúcar), por licuados, por leche de almendras. Yo poco a poco estoy realizando estos cambios.
    Un saludo, espero haber aportado, y crear al menos algo de polémica. 😛

  3. Cleme
    Publicado el 16 enero, 2013 a las 12:39 | Enlace

    para los que padecemos intolerancia a la lactosa la leche de arroz es un estupendo alimento

    yo lo tomo desde hace muchos años y me va bien me funciona

  4. citlalli
    Publicado el 17 abril, 2015 a las 23:26 | Enlace

    Yo siempre he estado en el entendido, de que si alguien es intolerante a la lactosa de la leche de vaca, es porque su organismo funciona perfectamente y rechaza un alimento que no le es compatible a su naturaleza. Pues la única leche que le funciona al humano es la leche materna y ya. Las demás leches de origen animal no son aptas para nuestro organismo. Y las “leches” vegetales, no son leches, son bebidas de origen vegetal.

  5. Mariela
    Publicado el 3 enero, 2016 a las 14:40 | Enlace

    Yo estoy de acuerdo con lo dice citlalli, “somos la única especie que continúa tomando leche al término de la lactancia materna”; y también yo he cambiado, hace un año la leche de vaca por la de almendras, arroz o avena, las tres están muy bien… la leche de vaca está comprobado; y, además los pediatras por ejemplo, la retiran cuando un niño sufre de gripe o bronquitis porque propicia la formación abundante de mucosidades, yo pensé que tenía rinitis ya que siempre tenía humedad en la nariz, mucosidad; siempre tenía que estar limpiándome pero al retirarme la leche automáticamente esto ha desaparecido, y no era una alergia porque me hice pruebas de intolerancia y no en intolerante a la lactosa… Estoy totalmente de acuerdo en que debemos ir cambiando nuestro hábito alimenticio no tenemos en cuenta que hace unos 50/40 años o tal vez más, se han producido avances científicos en las técnicas de producción pero, NADIE, por lo menos que se sepa, ha hecho estudios sobre si estas alteraciones genéticas podrian traer consecuencias nefastas para la salud del consumidor, por ejemplo: El trigo ha sido uno de los productos a los que se le ha alterado su genética para duplicar hasta triplicar su producción ya que originariamente daba una cosecha al año; pero el científico y posterior premio Nobel Norman Borlaug en 1942 se doctoró en genética y empezaba una gran hambruna en realizar los estudios e hizo posible que hubiese en más de una cosecha de trigo el año con lo cual logró salvar de la hambruna a esta parte del mundo posteriormente sucedieron mismo con México Pakistán etc. tanto que se llegó hablar de una Revolucion Verde… Igualmente a sucedido con la producción de aves por ejemplo el tiempo natural desde el nacimiento hasta que un pollo toma el peso deseado para ser utilizado en la alimentación es de 150 días, hoy “gracias” al mejoramiento genético, en dos semanas lo tienes en tu mesa hecho al horno… sibtrssladmos esto al ganado, pasa lo mismo… El incremento en la producción de leche es también “gracias” al mejoramiento genético es decir a la alteración de las características naturales de un ser vivo con fines, generalmente comerciales … Como se ve, lo q empezó siendo un acto humanitario para salvar al mundo de la hambruna se fue convirtiendo en un boomerang pues juega ahora en contra de la humanidad, enfermedades mil cunden nuestra especie y, cada día se descubre una nueva u otra ha mutado a tal grado q se vuelve inmanejable… En fin q este es un tema q da para mucho pero, si soy una convencida q debemos volver a nuestros orígenes, tal vez ya no nosotros pero si, nuestra descendencia.

DEJA UN COMENTARIO

*
*

Tu e-mail nunca se publicará. Los campos requeridos están marcados con un *
Al publicar un comentario estás aceptando nuestra política de privacidad.