¿Las bebidas de zumo y leche son recomendables para la salud?

Las bebidas de zumo y leche están compuestas en su mayoría por zumos concentrados y una cantidad irrisoria de leche desnatada. Además, los fabricantes incorporan azúcares adicionales, así como aditivos y otras sustancias químicas
15 de Octubre de 2011
Etiquetas,  ,  ,  
bebidas zumo leche

Las bebidas de zumo y leche, cuestionadas desde el punto de vista de la salud | Guibuu

Todos somos conscientes de la importancia que tiene consumir frutas. No obstante, es uno de los alimentos que más cuesta introducir en nuestra alimentación, tanto en el caso de los adultos como de los niños. La industria alimentaria conoce estos datos de primera mano, razón por la que ha fabricado las populares bebidas de zumo y leche, afirmando que reúnen los beneficios de los lácteos y las vitaminas de la fruta.

La publicidad en ocasiones puede resultar engañosa porque, aunque estas bebidas a base de zumo y leche suelen promocionarse como saludables, desde una perspectiva nutricional no son lo que parecen. El consumidor podría pensar que tomar este tipo de bebidas equivaldría a tomar una ración de lácteos y una ración de frutas, nada más lejos de la realidad. Dichas bebidas, no pueden considerarse un sustituto de un desayuno completo y equilibrado, ni es aconsejable recurrir a ellas como justificación para los días en los que no contamos con suficiente tiempo.

Para evitar la confusión de los usuarios que habitualmente compran estas bebidas envasadas en tetrabrick, nos detendremos en su composición nutricional, que arroja datos bastante interesantes y, en definitiva, nos ayudará a interpretar si el producto es sano o engañoso. Tienen un gran contenido de zumo a base de concentrados y la cantidad de leche desnatada que poseen es ínfima, además la mayoría de marcas comerciales incluyen adicionalmente azúcares, vitaminas, minerales y fibra, así como colorantes artificiales, estabilizantes y otras sustancias químicas.

Por lo tanto, como resultado, obtenemos una bebida rica en azúcares simples, que cumpliría la función de hidratar pero que no puede compararse en ningún caso con tomar una pieza de fruta fresca o un lácteo. Si tenemos en cuenta que el consumo de bebidas azucaradas, no únicamente refrescos sino también zumos de frutas con azúcar añadido, ha aumentado considerablemente en los últimos años y a la par, se han multiplicado los casos de obesidad, podríamos concluir que consumirlas sin moderación favorece el desarrollo de caries dental y sobrepeso, y conlleva un mayor riesgo de padecer diabetes, entre otros problemas de salud.

En Muy en forma | ¿Los zumos envasados son saludables? ¿Cuál deberíamos comprar?

DEJA UN COMENTARIO

*
*

Tu e-mail nunca se publicará. Los campos requeridos están marcados con un *
Al publicar un comentario estás aceptando nuestra política de privacidad.