¿Jengibre para adelgazar?

Aunque lleva utilizándose desde hace miles de años, el jengibre se ha puesto de moda últimamente por sus beneficios terapéuticos y propiedades para adelgazar. Dado que tiene un efecto saciante, suprime el apetito y actúa como quemagrasa natural, el jengibre se considera una herramienta útil a la hora de perder peso
22 de Abril de 2015
Etiquetas,  
jengibre para adelgazar

El jengibre, dentro de una dieta equilibrada y una rutina física, ayuda a adelgazar | Eduardo M.

El jengibre es un rizoma o tallo subterráneo que se utiliza desde tiempos remotos tanto en el ayurveda como en la medicina tradicional china. Hasta hace poco era improbable encontrarlo en los supermercados, pero ahora ha alcanzado una enorme popularidad y se comercializa en casi cualquier punto de venta.

Gracias a sus múltiples propiedades benéficas para la salud, dicha planta lleva miles de años empleándose a la hora de curar diversas dolencias. De hecho, quizá hayas tomado un té de jengibre, miel y limón con el fin de aliviar los resfriados o algún problema respiratorio, o incluso hayas preparado unas deliciosas galletas de jengibre.

El jengibre se puede consumir a través de infusiones, licuados, zumos o postres, ya sea en polvo, fresco o en jarabe. No obstante, también existen aceites esenciales, jabones, champús e incluso acondicionadores que contienen jengibre en su composición. Sea cual sea la forma en la que se presenta, el sabor y el aroma de esta raíz siempre resultan un tanto peculiares.

Un aliado para adelgazar y para la salud

¿Sabías que la raíz de jengibre puede convertirse en un aliado para adelgazar? A su larga lista de propiedades saludables añadiríamos la capacidad de estimular la pérdida de peso o contribuir a mantenerlo bajo control.

Siempre que se siga una dieta equilibrada y se lleve una vida activa, el consumo de jengibre puede resultar beneficioso para alcanzar el objetivo de perder peso. Entre las grandes virtudes de este ingrediente se encuentra la de estimular los jugos gástricos y facilitar la digestión, evitando que los alimentos fermenten en el tracto digestivo.

El jengibre constituye un excelente quemador de grasa natural y contribuye a inducir la sensación de saciedad tras las comidas, de manera que calma el apetito y frena el impulso de comer entre horas. Tiene un efecto termogénico, es decir, acelera el metabolismo para quemar calorías rápidamente.

Combinado con el limón, el jengibre también ayuda a eliminar toxinas y a depurar el organismo. Asimismo, por su capacidad antiinflamatoria ayuda a evitar a hinchazón abdominal. Los especialistas en medicina y productos naturales señalan que puede ser útil a la hora de mantener un nivel adecuado de colesterol, mejorando el flujo sanguíneo.

Además de colaborar en la pérdida de peso, ofrece otros muchos beneficios que van desde reducir los dolores menstruales hasta estimular el deseo sexual y prevenir ciertos tipos de cáncer.

Cómo incorporar el jengibre a la dieta

Una manera tradicional de consumirlo es en forma de té o infusión. Podemos preparar fácilmente un té de jengibre con la raíz, agua hirviendo y algún tipo de endulzante natural. Otra opción consiste en mezclar el jengibre con plantas que cuentan con propiedades adelgazantes, como por ejemplo el té verde o la cola de caballo.

Si no te agradan las infusiones, basta con que conviertas al jengibre en un ingrediente habitual en las recetas de cocina. Como es tan versátil, se puede rallar e incluir en los platos que tomamos normalmente. Mezclando el jengibre con zumo de limón o vinagre de manzana obtendremos un fabuloso aliño o aderezo para las ensaladas de hojas verdes.

En Muy en forma | Beneficios del jengibre

DEJA UN COMENTARIO

*
*

Tu e-mail nunca se publicará. Los campos requeridos están marcados con un *
Al publicar un comentario estás aceptando nuestra política de privacidad.