Inflamación y congestión nasal

Uno de los remedios caseros para aliviar la congestión nasal y abrir las vías respiratorias es realizar vahos con hojas de eucalipto o mentol. También es recomendable utilizar humificadores y usar soluciones salinas que mantengan limpias las fosas nasales
16 de agosto de 2013
inflamacion congestion nasal

Usar un aerosol nasal de solución salina ayuda a aliviar la inflamación y congestión nasal | William B.

Es importante que conozcamos por qué surge la congestión nasal para luego tomar las medidas preventivas oportunas. Se produce por la dilatación de los vasos sanguíneos de la mucosa nasal, lo que a su vez provoca la obstrucción de los conductos nasales por el incremento de la producción de moco. La inflamación de las membranas que recubren el interior de las fosas conlleva dificultad respiratoria y, en algunos casos, escozor y rojez en la nariz y el labio superior.

La congestión nasal es ocasionada generalmente por un virus o bacteria, proceso gripal o resfriado común, aunque las causas también pueden ser alérgicas (polvo, polen, ácaros, látex u otros alérgenos) y yatrogénica, o, lo que es lo mismo, surgir como reacción secundaria a algún tipo de medicamento o fármaco.

Remedios

Existen múltiples remedios caseros “de la abuela” para aliviar la congestión nasal, despejar las vías respiratorias y evitar posibles complicaciones en forma de sinusitis. El tratamiento no farmacológico se basa en una serie de recomendaciones tales como llevar una dieta equilibrada, ingerir líquidos para evacuar la mucosidad, huir de los cambios de temperatura, utilizar humificadores para aumentar la humedad, no fumar ni permanecer en zonas con humo y, en caso de rinitis alérgica, mantenerse alejado del alérgeno que lo produce. 

Antes de iniciar cualquier tratamiento, debemos acudir al médico para que realice un diagnóstico preciso de la afección. Si la congestión nasal tiene su origen en algún tipo de alergia, es probable que el facultativo prescriba antihistamínicos para mitigar el taponamiento. Además, es frecuente el uso de productos descongestionantes –en spray, gotas y en forma de crema– que consiguen disminuir la inflamación de las membranas. Sería recomendable usar soluciones salinas con el fin de mantener la nariz húmeda y limpiar a fondo las fosas nasales. Asimismo, la inhalación de vapor con compuestos aromáticos como eucalipto o mentol resulta útil para reducir la congestión.

DEJA UN COMENTARIO

*
*

Tu e-mail nunca se publicará. Los campos requeridos están marcados con un *
Al publicar un comentario estás aceptando nuestra política de privacidad.