» » » ¿El agua adelgaza?

¿El agua adelgaza?

El agua no engorda, pero tampoco adelgaza. No tiene calorías. Beber agua en ayunas tampoco hace bajar de peso

30 de septiembre de 2011
Etiquetas,  
agua adelgaza

El agua es acalórica, es decir, no aporta calorías: no engorda ni adelgaza | pnash

¿El agua ayuda a adelgazar? Buena pregunta, amigo deportista. Y es que hay quien piensa justamente lo contrario: que beber agua, a la vez que comemos, engorda. Todo lo contrario, el agua es acalórica, es decir, no contiene calorías, lo que implica, al mismo tiempo, que tampoco adelgaza. Por esta razón, es importante matizar cuáles son los beneficios y propiedades que otorga su ingesta en nuestra dieta diaria.

El agua es de vital importancia para la vida. De hecho, sin ella no habría vida. Nuestro cuerpo está formado por un 60-70% de agua, llegando hasta casi el 80% en el caso de los recién nacidos. El agua está presente en todos y cada de uno de nuestros órganos, músculos y huesos. En nuestras células, en todas y cada una de ellas. Nos hidrata, nos mantiene saludables.

Dados sus casi palpables beneficios, hay quien piensa que beber agua adelgaza e incluso que adelgaza todavía más el hecho de hacerlo en ayunas. Falso. Ambos son mitos. La única forma de bajar de peso de una forma segura, estable, saludable y equilibrada es practicando deporte con moderación y llevando una dieta rica y variada en nutrientes. Sin embargo, sí hay algo de cierto en todo esto: consumir un vaso de agua en ayunas es una forma útil e interesante de empezar el día activando –o despertando– a nuestro metabolismo (de ahí la importancia del desayuno en la alimentación), tal y como afirma un estudio. Un metabolismo activo es un metabolismo que quema calorías.

Al mismo tiempo, sustituir bebidas con azúcares por la ingesta de agua nos confiere una cantidad menor de calorías, lo que, combinado con dieta y ejercicio, favorece la pérdida de peso.

De igual forma, el agua produce un efecto saciante en quien la bebe. Es pura física: si bebes, el estómago se llena. Tomar uno o dos vasos de agua antes o durante las comidas nos calma el apetito, al tiempo que ayuda a una mejor digestión de sus nutrientes. Es recomendable beber agua antes de que nuestro cuerpo nos lo pida.

Los beneficios de beber agua

Una vez matizado que beber agua no adelgaza y, por consiguiente, no elimina grasas del cuerpo, sino que nos hidrata y ayuda a depurar nuestro organismo de toxinas y demás sustancias de desecho, es conveniente indagar en qué otros beneficios nos otorga su consumo.

El agua regula nuestra temperatura corporal, mantiene la presión sanguínea y facilita el transporte de nutrientes hasta nuestras células. Asimismo, es la encargada de regular nuestro metabolismo y depurarlo. Es de vital importancia en la respiración y digestión. El agua es un componente clave de la sangre.

Dada su relevancia en nuestro organismo, es necesario ser consciente de que perdemos agua a través del sudor, orina, heces, transpiración, respiración, digestión, etc. Por esta razón, es conveniente hidratarnos a conciencia, pero…

¿Cuánta agua necesitamos beber al día?

Según especialistas y nutricionistas, para llevar un ritmo de vida adecuado y saludable, nuestro organismo precisa, aproximadamente, 35 milímetros de agua por cada kilogramo de peso, al día; lo que implica que una persona de, aproximadamente, 70 kilogramos de peso, necesita beber prácticamente 2,5 litros de agua a diario. Dicha cantidad se eleva hasta cifras todavía mayores en el caso de realizar prácticas deportivas o durante épocas de altas temperaturas.

Sin embargo, no hay estudios concluyentes acerca de la cantidad diaria recomendada. Pero lo que sí está claro es que hay que mantenerse hidratado y beber agua incluso antes de tener la necesidad de hacerlo.

Ningún exceso es bueno

Beber agua en exceso también puede resultar contraproducente para nuestro organismo, pues puede derivar en problemas a nivel cerebral, dificultades cardíacas y respiratorias. De hecho, beber demasiada agua puede matar.

En resumen, el agua es sinónimo de vida. Beber agua es salud, motivo suficiente para su consumo. Pero recuerda: el agua ni engorda, ni adelgaza.

En Muy en forma | Potomanía, el deseo compulsivo de beber agua sin tener sed

ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJA UN COMENTARIO
*
*

Tu e-mail nunca se publicará. Los campos requeridos están marcados con un *
Al publicar un comentario estás aceptando nuestra política de privacidad.