Colesterol HDL

El colesterol HDL o colesterol bueno es aquel que se encarga de limpiar las arterias de los posibles depósitos de grasas, facilitando así su eliminación. Los niveles elevados de colesterol HDL se asocian a un menor riesgo de problemas cardiovasculares, mientras que las cifras bajas de colesterol bueno incrementan el riesgo de enfermedades del corazón
22 de Mayo de 2015
Etiquetas
colesterol HDL

Una dieta rica en vegetales nos ayuda a incrementar el colesterol HDL, beneficioso para nuestro sistema cardiovascular | Rob B.

El colesterol es imprescindible para el buen funcionamiento del organismo, aunque en exceso resulta perjudicial. Esta sustancia grasa o lípido presente en todas las células del cuerpo se produce mayoritariamente en el hígado, pero también se obtiene a través de ciertos alimentos. A pesar de que se suele catalogar como tal, el colesterol no es malo en su totalidad.

El colesterol es transportado en el torrente sanguíneo en forma de partículas esféricas denominadas lipoproteínas, las cuales se clasifican en dos tipos: de baja densidad (LDL) y de alta densidad (HDL). De acuerdo a dicha clasificación, se puede hablar de colesterol HDL, el favorable o beneficioso para el organismo, y de colesterol LDL, el “malo” de la película.

¿Qué es y cuál es su función?

La función del colesterol HDL o colesterol “bueno” es barrer la grasa acumulada en las arterias y ayudar a eliminarla, evitando así la formación de la placa de ateroma causante de la arterioesclerosis. Esta lipoproteína limpia las paredes arteriales del posible depósito de colesterol y protege al organismo contra los problemas cardíacos.

A diferencia del colesterol “malo” (LDL), mantener elevadas las cifras de colesterol HDL es beneficioso para la salud. En cambio, presentar niveles bajos de colesterol bueno (HDL) incrementaría el riesgo cardiovascular.

Colesterol HDL bajo y valores normales

Según la Fundación Española del Corazón, los valores normales de colesterol HDL superan los 35 mg/dl en hombres y los 40 mg/dl en mujeres. Así pues, el rango promedio recomendado sería entre 40 y 60 mg/dl. Las cifras altas son más saludables y constituyen un factor protector de nuestro sistema cardiovascular.

Ahora bien, hay una serie de causas que pueden reducir los niveles de colesterol bueno o impedir que se mantengan dentro de lo normal. Las cifras bajas de colesterol HDL suelen ser consecuencia de la inactividad física, el sobrepeso y la obesidad y el hábito tabáquico.

Únicamente un médico puede determinar el motivo de estos niveles bajos de colesterol, de manera que es preciso acudir a consulta para recibir un tratamiento adecuado que incremente o suba los valores de colesterol bueno en sangre.

Revisar con frecuencia los niveles de colesterol en sangre es una manera de prevenir el riesgo de padecer enfermedades del corazón.

Cómo subir el colesterol HDL

Presentar niveles bajos de colesterol bueno en sangre se considera anormal, por lo que no debemos pasarlo por alto ni restarle un ápice de importancia. Tu calidad de vida y la posibilidad de evitar futuras complicaciones está en juego.

Adoptar una serie de hábitos y poner en práctica algunos consejos de salud muy básicos puede dar resultados positivos a la hora de aumentar los niveles de colesterol HDL.

Evidentemente, seguir una dieta saludable baja en grasas saturadas contribuirá a elevar el colesterol bueno, reduciendo a su vez los niveles de colesterol LDL y los triglicéridos. Entre los alimentos más destacables dentro de una dieta sana y equilibrada estarían las frutas, como el aguacate, los pescados azules ricos en omega 3, el aceite de oliva, los frutos secos y las hortalizas y verduras en general.

Otra de las medidas dietéticas a tener en cuenta es evitar las grasas trans y los carbohidratos refinados que figuran en la composición de la mayoría de productos procesados: patatas fritas, palomitas de maíz, helados, margarinas, galletas, bollería industrial, golosinas, etc.

Además, es aconsejable hacer ejercicio físico aeróbico regularmente, perder peso y dejar de fumar. No tomar alcohol en exceso también puede ayudar a aumentar o a mantener los niveles de colesterol HDL dentro de valores óptimos.

En Muy en forma | Alimentos para reducir el colesterol

DEJA UN COMENTARIO

*
*

Tu e-mail nunca se publicará. Los campos requeridos están marcados con un *
Al publicar un comentario estás aceptando nuestra política de privacidad.