Cefalea tensional

La cefalea tensional se caracteriza por producir molestias continuas en ambos lados de la cabeza, y puede durar de media hora a varios días. Produce una sensación de opresión que los pacientes describen como una banda que aprieta alrededor de la cabeza
14 de Agosto de 2015
cefalea tensional

La cefalea tensional, el dolor de cabeza más frecuente en la población | Jypsygen

Las cefaleas constituyen uno de los trastornos primarios más frecuentes del sistema nervioso. La cefalea de tipo tensional es un dolor de cabeza común que afecta especialmente a las mujeres. Cerca del 90% de las personas han sufrido alguna vez en su vida este dolor sordo y de carácter opresivo que se percibe como una especie de banda o cinturón alrededor de la cabeza.

Al contrario que en las migrañas, estos dolores de cabeza no resultan debilitantes hasta el punto de imposibilitar o impedir el desempeño de las tareas diarias. La cefalea tensional suele aparecer de forma recurrente y sentirse en ambas sienes, no únicamente en un lado de la cabeza. En ocasiones también se irradia a la parte posterior del cuello.

Tipos

Se distinguen dos tipos de dolor de cabeza por tensión:

  • Cefalea tensional episódica
  • Cefalea tensional crónica

La diferencia entre ambos viene dada por su duración, siendo la cefalea tensional episódica la que se presenta menos de 15 días al mes y cuyos ataques crónicos tensionales se prolongan por más de 15 días durante tres meses. Por su parte, el dolor de la cefalea tensional crónica puede ser constante y más intenso que el de la cefalea tensional episódica, incluso afectar al cuero cabelludo. Normalmente, antes de la cefalea tensional crónica se experimenta alguna forma de cefalea tensional episódica.

Causas

Las cefaleas tensionales pueden por ocurrir por tensiones musculares en la zona del cuello, los hombros, la cara y los ojos. Trabajar con un microscopio y escribir en el teclado de un ordenador, así como otras actividades que nos obliguen a mantener posturas corporales estáticas y monótonas pueden provocar dolor de cabeza.

En la mayoría de los casos la causa de la cefalea tensional es psicosomática, lo cual significa que un trastorno psíquico puede generar molestias físicas, o viceversa. Así pues, el dolor de cabeza tensional con frecuencia se asocia al estrés, la falta de sueño, la ansiedad y la depresión.

Otros desencadenantes de la cefalea de tipo tensional abarcan: consumo de alcohol y cafeína, fatiga, rechinamiento de los dientes (bruxismo), toma prolongada de analgésicos, resfriado, gripe y sinusitis.

Síntomas

El dolor se caracteriza por ser tenso-opresivo, y puede durar desde 30 minutos a varios días. Aparece especialmente en las sienes, pero a veces se extiende a otras zonas de la cabeza. Aunque puede entrañar dificultad para conciliar el sueño, la cefalea tensional rara vez se acompaña de síntomas como náuseas, mareos, vómitos y trastornos visuales.

Además de con los signos o manifestaciones descritas, la cefalea tensional crónica se relaciona con la depresión debido a los continuos dolores.

Tratamiento

Clarificadas las causas y establecido el diagnóstico de cefalea tensional, el médico indicará un tratamiento que elimine o solucione los factores desencadenantes para aliviar los síntomas y prevenir los dolores de cabeza.

Entre los medicamentos que son de ayuda en el caso de cefalea tensional se encuentran los analgésicos de venta libre (ibuprofeno, paracetamol o ácido acetilsalicílico), analgésicos opiáceos, antidepresivos tricíclicos y relajantes musculares. Siempre se debe consultar al especialista acerca de los fármacos que se pueden tomar, la dosis y la duración del tratamiento.

Remedios

Los tratamientos o remedios alternativos/naturales para la cefalea tensional comprenden: técnicas de relajación, ejercicio físico de resistencia (natación, ciclismo…), terapia cognitiva conductual, fisioterapia y acupuntura, entre otros.

Algunas medidas físicas que pueden complementar al tratamiento farmacológico para calmar el dolor de cabeza tensional son las duchas con agua caliente, la aplicación de calor mediante compresas y el automasaje sobre las sienes con movimientos circulares.

En Muy en forma | Migraña y alimentación

DEJA UN COMENTARIO

*
*

Tu e-mail nunca se publicará. Los campos requeridos están marcados con un *
Al publicar un comentario estás aceptando nuestra política de privacidad.